Las cooperativas hoy, una ventana de futuro

Las cooperativas hoy, una ventana de futuro

“Las cooperativas, una ventana de futuro” es el nombre de la columna de opinión que Alejandro Espinoza Yanes escribe para el diario El Universal de México. Espinosa hace parte del departamento de producción económica de la Universidad Autónoma Metropolitana de Xochimilco.

El autor expresa que aunque la pandemia del Covid-19 es algo intangible y microscópico, sus efectos y afectaciones son reales y palpables en nuestras vidas; menciona cómo la situación que hoy afronta el mundo entero necesita que estemos realmente enfocados sin mirar o tener inclinaciones a otros lados. «Estamos frente a esta realidad que nos exige no voltear hacia otro lado, a menos que haya inclinación por el suicidio, favorezcamos la anomia o se sea partidario de que ´a río revuelto ganancia de pescadores’, es decir, del oportunismo y la rapiña.»

Y agrega que frente a la actual crisis, “Más allá de los matices, de todos modos la salida  implica el ensayo acuerdos sociales, proceso al que se incorpora una masa de consciencia crítica que ocupa un lugar en el horizonte: frente a la devastación generada por la lógica sin límites del capital, hay múltiples experiencias de trabajadores que al no tener nada, ninguna atadura, ninguna seguridad, se echaron sobre los hombros la tarea de ordenar los espacios inmediatos de su vida, es decir, recuperar al trabajo como central en su experiencia de vida. Los casos de la tradición cooperativista y de las fábricas recuperadas apuntan en ese sentido. No es algo nuevo.”

Espinoza dice que “una experiencia cooperativista sola, asilada, por más generosa y heroica que sea, es muy difícil que encare con éxito los desafíos del mercado”.  Pero recuerda que el ingenio de los trabajadores ha ensayado alternativas valiosas como la experiencia argentina de la Red Gráfica, que empezó con siete empresas quebradas y cooperativas gráficas y ahora suma 15 establecimientos. Y también refiere la experiencia mexicana de la asociación de productores rurales, un largo proceso en marcha “que ha permitido a los campesinos tener algo sobre la mesa en su vida cotidiana.”

Y finaliza afirmando que “el Covid-19 ha fracturado las vigencias. Quizá por ello, en este mundo dislocado, las cooperativas pueden ser como acción colectiva una ventana de un futuro en construcción.”

La columna completa en: https://www.eluniversal.com.mx/opinion/alejandro-espinosa-yanez/las-cooperativas-hoy-una-0076entana-de-futuro

Send this to a friend